Aprenda qué hacer en caso de tener un accidente de tráfico

Introduzca la matrícula o el número de bastidor:

Qué hacer si sufre un accidente de tráfico

Si usted o alguien que conoce se vieron envueltos recientemente en un accidente de tráfico, probablemente les será familiar la sensación de ansiedad y frustración.

Incluso si no hay lesiones físicas importantes como consecuencia del accidente, un choque puede alterar su rutina y costar tiempo y dinero. No importa quién tuvo la culpa, usted tendrá que hacer frente a las consecuencias.

En cualquier caso, en una situación así siempre puede encontrar ayuda. Aquí tiene algunos consejos para casos como éste.

En el lugar del accidente

Tras un accidente su corazón probablemente se haya acelerado en respuesta a la adrenalina que circula por sus venas. Primero tómese un momento para valorar la situación. Asegúrese de que tanto usted como sus pasajeros están bien antes de salir del vehículo. Si alguien ha resultado herido, llame a los servicios de emergencias inmediatamente.

Una vez que haya determinado que no hay nadie herido o que requiera atención, es el momento de intercambiar datos con los demás conductores implicados, como mínimo:

  • Carnet de conducir: Anote nombre, apellidos y número del DNI, y pida otros datos de contacto como dirección, número de teléfono y correo electrónico.
  • Póliza del seguro: Apunte el nombre de la compañía de seguros, número de póliza, fecha de pago, matrícula del vehículo y número de bastidor.
  • Fotos: Haga fotos de su coche y de los demás coches implicados; preste atención a las partes dañadas, a la posición de los coches y a las matrículas.

Por desgracia algunos conductores se dan a la fuga tras el accidente, especialmente si ha sido su culpa o si no tienen seguro. Si algún conductor se marcha sin esperar al intercambio de datos intente retener su matrícula; su aseguradora le ayudará a identificar al conductor. Si no puede recordar el número de matrícula puede que tenga dificultades a la hora de identificar al conductor y recibir una indemnización.

Avisar a la policía

Puede que le sorprenda saber que no es necesario llamar a la policía en caso de accidente, aunque a veces puede ser de ayuda. En los casos en los que no hay heridos o debido a las inclemencias del tiempo, es posible que la policía no pueda acudir al lugar del accidente en un tiempo razonable. Incluso si la policía no va al lugar del accidente, debería presentarse en comisaría a informar del accidente. Puede que sea de utilidad más adelante para apoyar su reclamación con un documento oficial.

Llamar a la grúa

Si el accidente ha sido lo bastante grave, es posible que haya que llamar a la grúa para despejar la calzada. A menudo la policía puede ayudar llamando a un servicio de grúa con el cual colabore, pero puede que usted desee llamar a otra empresa que tenga un acuerdo con su aseguradora. Es algo que deberá hablar con el agente que acuda al lugar del accidente. La ventaja de llamar a una empresa relacionada con su aseguradora es que le costará menos el servicio y tendrá que desplazarse una distancia menor para recuperarlo del depósito.

Otros testigos

Debe ser consciente de que el relato de un testigo ocular cambia con frecuencia tras abandonar el lugar del accidente. Es decir, que una persona inicialmente puede admitir unos hechos, y cambiar su versión cuando llegan a casa. La mejor manera de asegurarse, además de con un acta de la policía, es con el testimonio de algún viandante: intente obtener la información de contacto de personas que hayan visto el accidente para respaldar su versión en caso de necesidad.

¿Le parece que nadie vio el accidente? Piénselo detenidamente. Es posible que hubiera una cámara de seguridad en alguna parte.

Muchos aparcamientos y comercios tienen cámaras funcionando las 24 horas del día. También hay cámaras de tráfico en grandes intersecciones y calles muy transitadas. Anote la fecha y hora del accidente por si necesita solicitar alguna grabación. La policía puede ayudarle a obtenerlas en muchos casos.

Rellenar un parte

Nunca afirme que tiene la culpa de un accidente. Simplemente describa los hechos y deje que su aseguradora se encargue. Un accidente de tráfico puede tener consecuencias imprevisibles, por eso debe ser prudente al rellenar un parte.

Parte individual

También puede mandar un parte a su compañía de seguros si su coche es el único vehículo involucrado en un accidente – por ejemplo si choca contra la puerta de un garaje –. Aunque puede optar por no informar si sólo ha sufrido daños su vehículo.

  1. Puede pagar usted mismo las reparaciones para que no se vean afectadas sus bonificaciones
  2. puede informar al seguro, pagar la franquicia y dejar que reparen su coche; la decisión es suya.

Si dos o más vehículos están involucrados y cree que la culpa puede ser suya, tiene dos opciones:

  1. Esperar a que la parte contraria presente una reclamación. Si sólo son daños de poca importancia y es tiene suerte, puede que el otro conductor no reclame. Sin embargo, si se presenta una reclamación puede que pasen semanas hasta que se le notifique.
  2. Póngase en contacto con su aseguradora e infórmeles de lo sucedido. Si usted resulta ser el responsable, tendrá que pagar la franquicia y la compañía de seguros se encargará de la situación a partir de este momento.

Si el otro conductor es el responsable usted puede:

  1. Presentar la reclamación a la compañía de seguros de la otra parte. De esta forma no tendrá que pagar nada en concepto de reparaciones o coche de sustitución. La desventaja es que pueden tardar bastante en solucionar el asunto porque tiene que seguir el procedimiento de la aseguradora. En principio, usted no tiene por qué tener relación con la empresa aseguradora, por eso puede ser difícil lograr que la gestión avance.
  2. Puede presentar la reclamación a su propia aseguradora, incluso si no ha sido el responsable. Tras pagar su franquicia, su seguro le prestará apoyo y cobertura completa mientras trabaja para solucionar la reclamación. La ventaja es que se ahorrará tiempo y molestias; el inconveniente es que tendrá que pagar la franquicia, aunque luego recupere parte de su dinero.

Sea paciente, incluso si se pone en contacto con su compañía de seguro del coche inmediatamente tardarán algunos días en responder y procesar su caso.