Cómo dejar su coche sin uso durante un tiempo prolongado

INTRODUZCA MATRÍCULA O BASTIDOR
ES

Si usted tiene planeado hacer pronto un viaje largo lejos de casa o necesita dejar su coche parado de manera segura por un tiempo prolongado, necesitará saber que no puede aparcar su vehículo y simplemente irse. Más allá de la seguridad de su coche, hay varias cosas que deben ser atendidas para que su vehículo funcione correctamente a su regreso.

Tenga en cuenta que es posible aparcar su vehículo por un par de meses sin ocasionar consecuencias graves, sin embargo, la batería puede acabarse, el combustible puede comenzar a gotear y otros problemas pueden presentarse y afectar a su coche. Aquí están las cosas que necesita saber para almacenar su coche por un largo tiempo cuidando desde la pintura hasta el aceite del motor.

Cuando mayor sea el tiempo que planea dejar su vehículo parado o sin uso, mayor será la atención que tendrá que prestar a los detalles de nuestra lista. Si usted quiere almacenar su coche por más de un año, tendrá que hacer unos preparativos previos mucho más elaborados de lo que aquí sugerimos. En estos casos, lo mejor es consultar a un profesional y considerar la posibilidad de vender el vehículo o dejárselo a algún familiar o amigo para que cuide de él.

Sin importar el tamaño de su coche tendrá que hacer lo siguiente para asegurarse de que su vehículo está listo para quedarse parado.

  • Cambie el aceite y el filtro. Use un buen aceite mineral con la viscosidad recomendada para su vehículo o uno sintético del mismo grado.
  • Llene al máximo el circuito de refrigeración del motor. Asegúrese de que la mezcla de refrigerante es la proporción recomendada de anticongelante y agua.
  • Lave bien el automóvil, incluyendo los bajos, y póngale una buena capa de cera. Esto protegerá el acabado y se deshará de la suciedad y del salitre de la carretera que puede causar estragos con el tiempo.
  • Compre una funda gruesa y resistente para cubrir bien su coche.
  • Agregue estabilizador de combustible al depósito para evitar que se separe.
  • Llene el depósito de combustible (en este orden se mezcla mejor el estabilizador).
  • Conduzca el coche unos pocos kilómetros para que circule el aceite, el combustible, etc.
  • Infle los neumáticos a la presión recomendada.
  • Estacione bajo techo, preferiblemente en un garaje o parking, y use la funda de su coche para proteger completamente el exterior del vehículo. Una funda de coche ayuda a mantener la pintura y le dificulta a los ladrones ver lo que hay en el interior.
  • Calce los neumáticos en ambas direcciones para evitar movimiento.

Cuanto más tiempo vaya a estar su coche sin uso o parado, más preparaciones deberá realizar para proteger su automóvil mientras usted esté ausente. La lista anterior es buena para un período de almacenamiento de 2 a 3 meses donde el clima no fluctúa mucho (las temperaturas del día y de la noche se mantienen por encima de los 0º). Sin embargo, después de unos seis meses, las cosas pueden complicarse. Los casquillos de biela y otras partes de goma comienzan a descomponerse con el tiempo. Los sellos de agua del motor también pueden secarse y lo llevarán a tener que hacer serias reparaciones.

Para un período de almacenamiento de tres a doce meses, necesitará hacer mucho más para conservar su vehículo. Empiece por hacer todos los puntos anteriores y a continuación, haga lo siguiente antes de colocar la funda exterior:

  • Considere la posibilidad de añadir un sellador de juntas y de circularlo a través de su motor para ayudar a evitar que las juntas se sequen. Esto se agrega generalmente al aceite de motor.
  • Retire la batería y guárdela en un lugar seguro lejos del automóvil, preferiblemente en un lugar con temperatura regulada. Considere la posibilidad de vender la batería y comprar una nueva cuando regrese. Con el tiempo, las baterías pierden su carga y si el clima es muy frío se pueden congelar o corroer.
  • Levante el automóvil con gatos para que los neumáticos solo se apoyen en el suelo. Esto evita que los neumáticos se deformen y se alivia la presión del sistema de suspensión.
  • Coloque un trapo en el tubo de escape para evitar que los roedores lo utilicen de madriguera.
  • Retire los limpiaparabrisas y guárdelos en el interior. Probablemente se debilitarán al estar sin uso durante un largo período.
  • Envuelva cuidadosamente los brazos del limpiaparabrisas en toallas pequeñas antes de colocarlas contra el parabrisas. Esto evitará que se raye el parabrisas y ayudará a absorber la humedad para que las bisagras y los resortes de los brazos no se oxiden. Otra opción sería quitar los brazos del limpiador y almacenarlos dentro del coche.
  • No ponga el freno de mano. Las pastillas de freno pueden pegarse y causar problemas cuando intente conducir de nuevo.

Dejar su coche parado durante un largo tiempo de forma correcta puede representar una tarea compleja, pero volver a casa y encontrar su coche bien conservado hará que haya valido la pena. Si es posible, pídale a un familiar o a un amigo de confianza que le eche un ojo a su vehículo de vez en cuando para asegurarse de que no lo han robado o dañado de alguna manera. También puede considerar prestárselo a un amigo o familiar en quien confíe mientras esté ausente para que puedan cuidarlo y mantenerlo funcionando mientras usted no está.

Es importante que recuerde no dejar su coche aparcado en la calle y dejarlo ahí hasta que regrese. Un poco de mantenimiento preventivo hará mucho por usted y por su coche.